Del Colegio, parte 6: Más Detalles

Después de haber escrito la penúltima carta, e incluso al mismo tiempo en que estaba haciendo la investigación para escribir la última, encontré una serie de elementos adicionales que crean diferencias no necesariamente de enfoque pedagógico en los colegios (Al menos en Colombia).  Aquí continúo esa lista de “Pequeños” detalles que a algunos padres les pueden parecer interesantes para seleccionar el colegio de su hijo, a saber:

¿Bachillerato Académico o Técnico?

grads_stacked_0
¿Ambiental, comercial, empresarial, en sistemas…?

Después de terminar mi bachillerato y entrar primero al Servicio Militar, luego a la Universidad y finalmente a la vida laboral, me fui dando cuenta que no todo el mundo había visto el mismo tipo de Bachillerato que yo: Mientas yo era un bachiller “académico”, algunos eran bachilleres “comerciales”, “empresariales”, “técnicos” o de otra índole que yo desconocía.

En realidad, la división es más sencilla que eso, porque en Colombia hay dos tipos de Bachillerato, separados apenas por un conjunto menor de asignaturas que determinan su alineación: El Académico, que supuestamente te prepara para la educación superior en las áreas de Ciencias, Artes y/o Humanidades; y el Técnico, que se encuentra más alineado con las necesidades de los sectores productivos y de la educación superior en las áreas Técnicas y Tecnológicas.

bachillerato_tecnico

A su vez, el bachillerato técnico tiene diversos énfasis, que dependen del sector productivo al que le apuntan: Actualmente, en Colombia se encuentran los sectores agropecuario, de comercio, finanzas, administración, ecología, medio ambiente, industria, informática, minería, salud, recreación, turismo y deporte, entre otros.

Ahora, en lo personal, considero que es muy pronto para elegir un tipo de Bachillerato que se alinee con unos intereses que en este momento no tienes, y sin embargo por otra parte creo que un cambio de colegio de primaria a bachillerato puede ser complicado, por lo que no tengo muy claro cual de estas opciones elegir sin que sea mi preferencia más que la tuya.

¿Bachillerato Internacional?

2130

Y hablando de lo complejo que puede ser un cambio de colegio cuando ya has avanzado un poco en él, imagínate lo traumático que puede ser cuando tienes que cambiar de un país a otro, cambiando de conocidos e incluso tal vez de idioma…  Ante un cambio tan drástico, lo menos que pedirías es que por lo menos no te cambien los estándares pedagógicos, ¿No crees?

El Bachillerato Internacional, que se coordina desde Ginebra, Suiza, buscaba en un principio responder a esta necesidad de un currículo unificado para estudiantes con movilidad internacional, pero terminó por convertirse -muy literalmente -en un currículo de talla mundial, bastante riguroso en sus metodologías, que hoy en día incluye también la primaria y la orientación profesional.

CLASE-ABIERTA-2-e1464138710893 (1)
Y que en Colombia es válido para el ingreso a la Universidad

¿Suena deseable?  Existen por lo menos 41 colegios en Colombia certificados por la organización internacional que ofrecen este tipo de formación, ya sea en primaria, bachillerato o media vocacional; y la mayor parte de estos se encuentran ubicados en Bogotá.  Sin embargo, a juzgar por la lista, y a pesar que la organización Suiza promociona que más del 50% de sus colegios adscritos son públicos; en Colombia no sólo veo únicamente colegios privados, sino que también son colegios bastante costosos, por lo general.

¿Certificado?

Pero el Bachillerato Internacional no es la única entidad que certifica a los colegios: Existen diferentes modelos de certificación de la calidad en educación que se aplican a los colegios, y que éstos aprovechan para promocionar que son “certificados”.  Aquí, de todos modos, hay que tener cuidado, porque cada modelo de certificación evalúa cosas diferentes: El modelo ISO 9001, por ejemplo, no tiene nada que ver con la calidad de la educación.  Por el contrario, lo que evalúa es que existan unos procesos definidos, y estos se cumplan a cabalidad, sin detenerse particularmente la formación del estudiante.

imagen20certificacion
Y el sellito termina no sirviendo mucho, en realidad

Por eso es importante tener en cuenta la naturaleza de cada una de las certificaciones y qué es lo que evalúan antes de escoger un colegio porque cumple con una o más de ellas.  Adicionalmente, cada certificación tiene un costo, por lo que probablemente los colegios con más certificaciones probablemente serán más costosos.  Por razones de espacio no puedo tratar todas aquí (Probablemente en una carta más adelante), pero el Ministerio de Educación las menciona e incluso permite  descargar un archivo que lista los colegios que cumplen cada una de las certificaciones.

Adherencia a Asociaciones

En la Universidad, gracias en buena parte a mi amigo Carlos, conocí varias personas egresadas del colegio San Jorge de Inglaterra; algunas de las cuales -Al igual que él -siguen siendo mis amigos hasta hoy.  Recuerdo mucho alguna vez haber tenido una conversación en la que alguno de ellos mencionaba con orgullo (Del tipo “el mío es más bonito que el tuyo”) que su colegio era “Uncoli”.

marx-take-ivy
Casi como el que dice que su Universidad es parte del “Ivy League

Lo gracioso aquí es que para mí la referencia no significaba nada, y por tanto la comparación, más que presuntuosa, era vacía.  Hoy sé que los colegios se agrupan en diferentes asociaciones, como la Asociación para la Enseñanza – ASPAEN, la Confederación Nacional Católica de Educación – CONACED o la Unión de Colegios Internacionales – UNCOLI, que en general son agremiaciones de colegios que buscan compartir buenas prácticas pedagógicas, tener una mayor injerencia en las políticas públicas de educación, y que adicionalmente crean eventos conjuntos para sus profesores y estudiantes, que trascienden las barreras de cada institución.

Jornada

A principios de los años 90, Diego -Mi mejor amigo del barrio -pasó de jornada de la mañana a jornada de la tarde, y eso significó que de ahí en adelante pasamos cada vez menos tiempo juntos.  Al final, yo me mudé, y perdimos contacto casi completamente.  En Colombia durante años ha habido múltiples jornadas escolares: Diurna, nocturna, sabatina y de la tarde, las cuales son aprovechadas en su mayor parte por los estudiantes que tienen que trabajar, y por los colegios que quieren sacarle provecho a su infraestructura.

100_4657
Duplicando el número de estudiantes al trabajar en contrajornada

Actualmente el Ministerio de Educación está implementando un proyecto para unificar la jornada estudiantil, pero algo me dice que mientras persistan estas necesidades va a ser difícil que desaparezcan las jornadas de tarde, noche y sabatina.   Eso sí, claramente, los niños que no trabajen y no requieran un cupo adicional a los que ya están copados en jornada diurna, no deberían estar buscando otro tipo de jornada.

¿Por Ciclos?

Otro tipo de educación que se plantea como una respuesta a una necesidad particular es el bachillerato por ciclos, que se ofrece principalmente a jóvenes y adultos que no han iniciado o culminado su bachillerato en el tiempo que normalmente se dedica a ello, y que lo deben hacer de forma acelerada para ponerse al día en su crecimiento académico, a razón de dos grados académicos por año calendario.

egresados1

Claramente, el bachillerato por ciclos es una opción para personas de cierta edad, con cierto nivel de responsabilidad, que pueden asumir este aprendizaje acelerado.  No está planteado para padres como nosotros que están buscando el colegio de su hijo en edad escolar.

Otras Necesidades Especiales

Pero el “adelantar” no es necesariamente la única necesidad especial que pueden tener las personas a la hora de buscar un colegio.  Afortunadamente, como me lo ha hecho conocer mi compañera Mauren, existen colegios especializados en discapacidades de todo tipo, e incluso algunos que se encuentran dedicados en promover la inclusión.

inclusion-escolar-723x364
Que, desafortunadamente, ni son tantos ni son siempre tan incluyentes…  Es importante que los padres los analicen con lupa

De la misma forma, existen colegios que se concentran en la etnoeducación, y en fomentar la conservación de la rica cultura que tenemos en nuestro país.  Desafortunadamente, ninguno de ellos parece estar en Bogotá o sus alrededores.

 

Campestre

Y hablando de alrededores, desde que yo estaba en el colegio se comenzó a poner de moda el colegio “campestre”, que básicamente es un término genérico para denotar a todos aquellos colegios con amplias zonas verdes, que generalmente se encuentran ubicados en los alrededores de la ciudad, y que en muy contadas ocasiones incluyen verdadero contacto con el campo.

fondocampestre2
Una huerta, animales, etc.

Personalmente, aunque sí considero que el contacto con la naturaleza es importante, mi recomendación es, nuevamente, mirar con lupa a los colegios que se autopromocionan como campestres, para ver realmente qué tan campestres son.  Además, es importante tener en cuenta que generalmente los colegios campestres suelen estar bastante lejos de casa, por lo que se plantea una dicotomía que cada familia debe tener en cuenta a la hora de elegir.

Internado

Ahora, que si el viaje hasta la institución y de regreso todos los días es un problema, ¿Por qué no un internado?  Al fin y al cabo, estas instituciones fueron el centro de educación por antonomasia del siglo XIX, donde cientos de señoritas de alta sociedad se formaron, separadas de sus familias (Y del mundo en general) por períodos extendidos de tiempo; ya fuera por necesidad, como castigo, con la esperanza de inspirar una vocación religiosa o por la firme creencia en que efectivamente era la mejor educación posible.

705
Todo un guión para una serie de televisión

Hoy en día, los internados están desapareciendo, en parte porque -afortunadamente -las corrientes pedagógicas más modernas han enfatizado la influencia del hogar en el desarrollo de los jóvenes.  Sin embargo, aún persisten algunas de estas instituciones en vías de extinción en algunos lugares del país, a los que -De nuevo -el ingreso debería estar asociado más a un tema de necesidad, por circunstancias familiares específicas que impiden un contacto permanente con los niños, que de elección.

Personalizado

Recuerdo que cuando yo estaba en el colegio rondaba la leyenda de los colegios personalizados, donde había pocos estudiantes por cada curso, el profesor se concentraba en cada uno y a los estudiantes les iba mejor precísamente por esa atención personalizada.  Hoy en día aún existen esos colegios personalizados, con no más de 16 estudiantes por salón, que por lo mismo permiten a los docentes adaptarse mejor a las necesidades de cada estudiante.

420376_104428_1

¿El problema? Que el salario del profesor no necesariamente varía en función del número de estudiantes a su cargo, y por tanto a menor número de estudiantes por profesor, más debe pagar cada uno.  Esto hace que los colegios personalizados sean en general bastante más costosos que un colegio más tradicional.

Virtual

Ahora, si tener un profesor para pocos estudiantes es caro ¿Qué tal si tenemos un docente y cientos (O miles) de estudiantes? ¿Y si además nos ahorramos el costo de las instalaciones? Esa es la propuesta de los colegios virtuales, donde las clases se dan a través del computador, haciendo uso de las últimas tecnologías al servicio de la educación, volviendo la ubicación geográfica del colegio completamente irrelevante.

3886660488_a7c966798c
Puedes tener a tu hijo infiltrado en un colegio japonés

 

El colegio virtual se plantea como una alternativa para niños actores, deportistas de alto rendimiento y otros que no pueden asistir a una educación presencial; pero también para padres que quieren hacer enseñanza en la casa y que necesitan un complemento o una guía, como es el caso de nuestros amigos Miguel y de Diana, quienes hoy en día educan a sus hijos a través de un colegio virtual.

Mirando su experiencia, lo que puedo ver es que el colegio virtual fomenta la disciplina y el autoaprendizaje, pero que requiere a su vez de que los padres se involucren con la educación y que fomenten la interacción social de sus hijos a través de otros medios, como hacen Diana y Migue con las actividades deportivas en las que los tienen involucrados.

Conclusión

que_debe_tener_en_cuenta_al_momento_de_elegir_el_colegio

Al final, a la hora de buscar colegio son cientos las variables que se encuentran involucradas: Desde lo puramente pedagógico hasta lo que poco o nada tiene que ver con ello.  Es decisión de cada padre escoger el colegio que más se adapte a las necesidades e intereses de su familia.  Sin embargo, los padres más metódicos (Como yo) pueden comenzar con los siguientes buscadores, que lamentablemente no permiten hacer todos los filtros que a mí me gustaría:

Saludos,

Wolf

Anuncios

Un comentario en “Del Colegio, parte 6: Más Detalles

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s