Manipulación Parental

Siguiendo la línea de una de las anteriores cartas, en la que hablaba acerca de cómo utilizar técnicas de Teoría de Juegos en la crianza, me encontré hace ya algún con un artículo publicado en la página de Lifehacker en el que daban algunas técnicas de manipulación parental.

index
¡Dancen, dancen, mis monos voladores!

Ahora, el mismo artículo aclara que no habla acerca de ese tipo de manipulación pasivo-agresiva que usan algunos padres para que sus hijos hagan lo que ellos quieren, y que en ocasiones dejan a sus hijos traumatizados de por vida.  Se trata en realidad de una serie de técnicas y estrategias inteligentes para que ustedes -los niños -hagan lo sabemos que es mejor para ustedes, incluso cuando no estén muy interesados en ello.

Ofrecer una Mala Opción

Cuando el niño no quiere hacer algo que el padre quiere que haga, puede dársele otra opción: Una opción falsa, peor que la anterior.  El truco es hacerle creer no sólo que tienen una opción, sino que están tomando la mejor de entre dos posibilidades.  El ejemplo que dan en el artículo original es el de “¿Te pongo una inyección, o dos?”

f05c14bab7bcee421aa510a4e690fe24
¿Tu estás loca?

Una variación de esta técnica es forzarlos a ayudar, dándoles dos opciones de las cuales ambas te convienen.  Algo como “Tenemos que arreglar la casa para la fiesta, ¿Prefieres arreglar tu cuarto o lavar los platos?”.  Aunque el niño tiene cierto grado de control sobre la opción que más le gusta, al final no hacer nada no es una opción.

Y finalmente, la opción pasivo-agresiva: Puedes dar dos opciones, enfatizando claramente cual prefieres, pero diciéndoles que son libres para escoger la que más les guste.  El problema aquí es que toca aceptar lo que escojan, y en últimas en todos estos casos la manipulación será más clara a medida que ellos vayan creciendo.

Esconder lo que te sirve en lo que te gusta

Cuando era pequeña, tu mamá sufrió de anemia, y el doctor le recomendó a tu nona darle una serie de comidas que cuando ella me las mencionó casi me muero de sólo escucharlas…  Al principio no tenía idea de cómo había hecho ella para comerse todo eso, hasta que me contó de un truco que había empleado su nona (¿Tu “biznona”, supongo?) para dárselas: Mezclar la comida poco agradable con otras cosas mucho más sabrosas.

8427367402_5c595279ee_b
¡Hígado molido con espinacas! ¡Yummy!

En general, el truco es ocultar una opción desagradable -sea comida u otra cosa -dentro de una mucho más agradable.  El artículo original cita el blog de Jessica Seinfeld como ejemplo, pero a mí me recordó a las fotografías de recetas japonesas que he visto por ahí en Facebook.  Otra recomendación es disfrazar una tarea aburrida -como hacer mercado -dentro de un juego -¡Carrera de observación! -para disminuir la resistencia.

“Secuestrar” la Tecnología

34da9875a4e2a6a90c0d4ca784c71e0c
Este es autoexplicativo

El acceso a la tecnología es un privilegio que damos los padres a los hijos, y que por tanto podemos controlar: Primero los deberes, luego el WiFi.  Incluso el saber que estamos pendientes puede mantener a los niños a raya.

Jugar a ser Porrista

Como todos los seres humanos, los niños se quieren sentir especiales y triunfadores, y eso es algo que se puede manipular: Vitorear a un niño por hacer lo que quieres que haga puede ser de manipuladores, pero causa el efecto deseado.  Y el recordarle cómo se comportaron de bien en el pasado (Y cómo fue de bueno para ellos) es un incentivo bastante deseable para repetir ese comportamiento.

cheerleader
¿Y para quién no?

En últimas, las viejas técnicas de dar premios y castigos, o la psicología inversa (Uno de los comentarios en el artículo hablaba de cómo un padre hacía que su hija probara ciertas comidas, diciéndole que eso era “comida para adultos”) funcionan perfectamente.

Obviamente, es un tema que se debe manejar con cuidado.  Como decía al principio de este artículo, lo que quiero es reforzar – con algo de sutileza -ciertos comportamientos que son positivos para tí, aunque en tu infancia no te parezcan particularmente deseables; y darle a los lectores de este blog que también son padres algunas técnicas que he encontrado por ahí para hacer lo mismo…  Sin abusar.

Te quiere,

Papá

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s