¡Respira!

Anoche tuve una pesadilla.  Algo en lo que no voy a entrar en detalles para no darte pesadillas a ti, o ideas a nadie, pero que en general parecía una copia barata de la película “The Last House on the Left” (Supongo que mi director de sueños interno tiene problemas de presupuesto).  El caso es que desperté como a la una y media, y me costó conciliar el sueño nuevamente.

principal-1
Vaya, primera imagen que repito en este blog

Y fue a causa de ello que te escuché, en el moisés, respirando con una gran dificultad a causa de la gripa que te ha aquejado en los últimos días; algo que me sobresaltó aún más que la pesadilla que me había despertado: De pronto, me vi resortado a levantarme, me dirigí al moisés en el que estabas moviéndote un poco agitado y acudí a tu rescate con un poco de suero.

Y es que te puedo asegurar que pocas personas saben como yo que es lo que es vivir ahogado: Desde pequeño viví con una rinitis alérgica que mantuvo mi nariz prácticamente tapada y me obligó a respirar casi exclusivamente por la boca, lo que me produjo una gran cantidad de problemas adicionales, algunos de los cuales ya he mencionado en este blog.

cn6cha8vaam3l04
Así como Arnold, en Total Recall

Después de sufrir un accidente a los 12 años que dejó casi totalmente destruida mi nariz, y que la tuvieran que reconstruir por completo -Tanto funcional como estéticamente (Lo cual me subió un par de puntos el Carisma: Así de fea era.  Por suerte parece que heredaste la tuya de tu mamá y no de mí) -, pude finalmente respirar por la nariz, y mi vida cambió.

Lamentablemente, a veces estas cosas no duran por siempre, y los últimos años han surgido nuevas complicaciones.  Incluso hoy en día estoy en tratamiento porque tengo un taponamiento severo, y los médicos me dicen que es posible que requiera una nueva cirugía.

5patrickdempseyhh
¿Será que logro el efecto Patrick Dempsey?

Con todo este historial, no te sorprenderá saber que este tema de la respiración es algo que me tomo bastante en serio; más aún cuando tú naciste en paro respiratorio, y para mí el verte ahí, luchando por tu vida, fue algo muy impactante: Aún recuerdo que la primera imagen que tuve de ti estabas totalmente ahogado, regurgitando líquido amniótico y agitabas los brazos desesperado.

Tal vez por eso (Y por el terrorismo que nos han metido los médicos con la llamada “Muerte Súbita”), desde ese momento estoy algo obsesionado con tu respiración: Cada vez que puedo me acerco a escucharte o a sentirte el pecho para verificar que estás respirando normalmente, y cuando siento que todo está bien me tranquiliza bastante.

1185
A veces toma un tiempo tranquilizarme

La situación actual, con tu congestión nasal y la dificultad que tienes para respirar, me tiene bastante preocupado (Y con algo de sentimiento de culpa, como ya lo mencioné), pero confío en que muy pronto estarás nuevamente respirando normalmente, como cada vez que me acercaba a tu moisés los primeros días para verificar que todo estuviera en orden.

A medida que crecemos y vamos alcanzando nuevas metas y hacemos cosas cada vez más difíciles se nos va olvidando lo milagrosas que resultan cosas tan sencillas como nuestra propia respiración: Un proceso continuo en el que está involucrada cada célula de nuestro cuerpo, en una simbiosis y sincronía tal que resulta maravilloso, y sin el cual sin embargo simplemente no estaríamos vivos.

respirar-630x280

Por eso tal vez resulta tan triste que como especie no tengamos respeto por nuestro propio ser, y nos hayamos dedicado a contaminar el mismo aire que es vital para nosotros mismos (Suena ridículo, ¿No?).  Tristemente te puedo informar que probablemente mientras vivamos en la ciudad el “aire puro” que podrás respirar será más bien poco.

Pero sí te pido que cada vez que tengas la oportunidad, y que seas conciente de ello, te tomes un momento para respirar: Para sentir el aire entrando en tus pulmones y para apreciar la maravilla que es que ése aire se propague de esos pulmones a cada célula de tu cuerpo, llenándote de vida y de tranquilidad, y haciendo que compartas una gran cantidad de elementos con el entorno que te rodea.

139262
¡Respira!

Te quiere,

Papá

P.D. Es curioso: La versión inicial de esta carta la comencé hace un mes, y no se parecía nada al resultado final.  En últimas debo decir que me gusta más esta versión.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s