El Qué Dirán

Ayer, por cuestiones de la vida, tuve la oportunidad de conversar un rato con la hija de una amiga, una niña de 8 años que parece bastante más sabia y experimentada de lo que su edad aparenta.

A falta de una foto, voy a representarla con esta niña (Heidi Hankins), que es más sabia y experimentada de lo que su edad aparenta

Durante la conversación -que pasó por temas desde lo mundano hasta lo metafísico -, ella me contó acerca de los comentarios de varias personas a su alrededor, principalmente compañeros de colegio pero incluso personas dentro de su círculo familiar secundario, que a veces la trataban de “tonta” o de incapaz de realizar alguna labor como dibujar o cantar.

Escuchándola -y, te repito, esto fue una conversación con una pequeña mujercita que me hablaba como una persona adulta -, me preguntaba cómo esos comentarios de “eres tonta”, “no eres capaz”, provenientes de personas que para ella son de la mayor confianza e incluso de figuras de autoridad podían hacer mella en su autoestima y en su imagen de si misma, y pensé en cómo a veces comentarios estúpidos que hacemos los adultos (U otros niños) pueden ser tan perjudiciales para la mente de un niño.

Le dije a ella lo mismo que te digo ahora a tí, hijo mío: Tú debes saber quién eres, y lo que vales, y estar seguro de que serás capaz de lograr lo que te propongas, sin importar lo que la gente diga.

Te quiere,

Papá

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s